DeiaDeia. Noticias de Bizkaia - Noticias de última hora de Bizkaia, Euskadi e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Deia
Más de 4.000 muertos en 5 meses

Yemen, crisis e impunidad

Yemen es una crisis humanitaria en la sombra, pero el alto el fuego debería haber mejorado la situación de los civiles. En cambio, estos meses el acceso a la Sanidad y al agua es escaso y los niños mueren en bombardeos o desnutridos

Un reportaje de Cristina Mtz. Sacristán - Domingo, 14 de Agosto de 2016 - Actualizado a las 06:04h

votos |¡comenta!
Sunood, de 12 años, recogía agua con sus hermanos cuando recibió una bala en el estómago. Se recupera atendida por Médicos Sin Fronteras y por su madre.

Sunood, de 12 años, recogía agua con sus hermanos cuando recibió una bala en el estómago. Se recupera atendida por Médicos Sin Fronteras y por su madre. (Crystal VanLeeuwen/MSF)

Galería Noticia

  • Sunood, de 12 años, recogía agua con sus hermanos cuando recibió una bala en el estómago. Se recupera atendida por Médicos Sin Fronteras y por su madre.

YEMEN. 26 millones de habitantes. Mortalidad infantil: 42 de 1.000 nacimientos. 8,6 millones de personas no tienen acceso a tratamientos sanitarios. Un millón de niños de menos de cinco años sufren malnutrición, de los cuales 280.000 padecen malnutrición severa. Más de 2,5 millones de personas han abandonado sus casas en busca de seguridad;según Acnur, 257.645 refugiados son yemeníes. El pasado año, Amnistía Internacional (AI) denunció indicios de “crímenes de guerra” en el Sur de Yemen por parte de la coalición liderada por Arabia Saudí. Más de 4.000 personas habían muerto en apenas cinco meses, 400 de ellas niños. Entonces, un funcionario de Naciones Unidas (ONU) dijo al Consejo de Seguridad que la escala de sufrimiento humano en esta República era “casi inabarcable”. El subsecretario general para la Coordinación de Asuntos Humanitarios, Stephen O’Brien, subrayó que la población civil se llevaba la peor parte del conflicto. Y sentenció que, si las partes enfrentadas no negociaban, pronto no quedaría “nada por lo que luchar”.

Y es que, por ejemplo, en 2015 la crueldad del bloqueo y asedio de las fuerzas encabezadas por Arabia llegó a impedir el acceso al agua potable en muchas zonas. AI alertó de que “los ataques indiscriminados matan o lesionan a civiles”.

Las noticias de una desangrada Yemen no cesan, pero llamativamente no suelen sertrending topic. Es cierto que los niveles de este drama humanitario no alcanzan los de Siria, pero sí le siguen de cerca. Por ejemplo, Médicos Sin Fronteras (MSF) hizo saber hace semanas que más de 700 civiles habían resultado heridos por combates en Taiz a pesar del alto el fuego. Ya en junio advirtieron de que, “dos meses después del alto el fuego en Yemen, los civiles siguen sufriendo los efectos de la violencia indiscriminada”. Además, “desde que se iniciara el alto el fuego en abril, las instalaciones de MSF y los hospitales apoyados por la organización en el país, han tratado a 1.624 personas con lesiones causadas por los intensos combates en Taiz. Casi la mitad de ellos eran civiles”, recalca la organización humanitaria.

Los ataques yihadistas en Europa, los discursos de Trump y los efectos del Brexit están silenciando las continuas violaciones de Derechos Humanos que se están produciendo en países como Yemen, Sudán del Sur, Irak o RDC. El pasado 13 de julio, el enviado especial de la ONU para Yemen, Ismail Uld Sheij Ahmed, llegó a Saná antes de que Gobierno y rebeldes hutíes retomaran las negociaciones de paz. Ismail quería ofrecer a las partes “la oportunidad de estudiar la fórmula para una solución definitiva” al conflicto, y consultar con los líderes y dirigentes de cada bando. El presidente Abdo Rabu Mansur Hadi aseguró entonces que su gobierno había hecho muchas concesiones para lograr la paz “sin conseguir resultados”, según la agencia oficial SABA.

Esta semana, el ministro de Asuntos Exteriores, Abdelmalek al Mejlafi, calificó de “ilegal” la formación del Consejo Político por parte de los hutíes y sus aliados, los fieles al expresidente Ali Abdalá Saleh. El secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, se vio el mes pasado con representantes de Arabia Saudí y los Emiratos Árabes para evaluar el conflicto yemení. Pero los enfrentamientos se suceden todo el verano. Por ejemplo, el 28 de junio sufrió al menos 80 muertes, entre ellas 37 civiles, en varios ataques. El 5 de julio un atentado suicida dejó al menos cuatro muertos. El día 8 fueron una veintena... Diversas fuentes estiman que el conflicto de Yemen ha dejado un saldo de más de casi 7.000 muertos desde la intervención saudí en marzo, y varios cientos de ellos eran civiles, confirmó ayer la ONU.

En su informe sobre los Derechos Humanos en Yemen, AI enumeraba hace meses: “En 2015 la situación se deterioró gravemente en el conflicto armado, que se intensificó en marzo y continuó durante todo el año. Todas las partes en el conflicto cometieron con impunidad crímenes de guerra y otras violaciones graves del derecho internacional, como bombardeos indiscriminados de zonas civiles, que causaron miles de muertos y heridos y provocaron el desplazamiento forzado de más de 2,5 millones de personas”. Además, la tortura y la muerte fueron empleadas para mermar el derecho a la libertad de expresión y de asociación, incluyendo el cierre de ONG y las detenciones de periodistas y líderes del partido Al Islah. Y las mujeres y niñas siguieron sufriendo abusos, matrimonios forzados, mutilación genital... y los tribunales impusieron penas de muerte y tuvieron lugar ejecuciones.

Los misiles y otros proyectiles están alcanzando, este verano, a civiles de Yemen y de Arabia Saudí. Por su parte, el Estado Islámico hace sus ataques unilaterales. El día 1, decenas de miles de seguidores del movimiento de los hutíes y de su aliado, el expresidente yemení Ali Abdalá Saleh, se manifestaron en Saná para apoyar la formación de un consejo político integrado por ambos grupos para administrar el país. Y el embargo prosigue, dificultando la entrada de medicación y, por tanto, con la muerte silenciosa de más y más personas.

gran caos humanitario

votos |¡comenta!

Herramientas de Contenido

COMENTARIOS: Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Mundo

ir a Mundo »

Últimas Noticias Multimedia

  • ©Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120