DeiaDeia. Noticias de Bizkaia - Noticias de última hora de Bizkaia, Euskadi e internacionales. Deia. 40 urteDeia. 40 urte

Saltar al Contenido

Períodico de Deia
El cambio digital

Ama, aita: quiero ser ‘youtuber’

Por Alex Rayón - Domingo, 27 de Noviembre de 2016 - Actualizado a las 06:04h

votos | ¡comenta!
YouTube en el móvil.

YouTube en el móvil. (Foto: DEIA)

Galería Noticia

todos, casi todos, tenemos recuerdos viendo la televisión cuando éramos niños. Recuerdo cómo deseaba que mi aita entrara por la puerta de casa con el periódico para poder saber qué iban a poner en la televisión. No tenía otra manera de conocer los dibujos o series que iban a poner ese domingo. Me entra cierta nostalgia incluso recordando cómo quedaba con mis amigos para comentar lo que nos había parecido una determinada emisión.

Obviamente, estamos hablando de una era en la que no existía la televisión por Internet ni tampoco las redes sociales. Muchos pensamos estos días en ello, porque, este modelo de televisión, parece estar llegando a su fin. Por un lado, la televisión a la carta de la era digital se abre paso. Por otro lado, las redes sociales y sus contenidos, especialmente los de vídeo, son ya los preferidos para muchas generaciones. Ven vídeos en Youtube o Facebook cuando ellos lo prefieren, y lo comentan con sus amigos en directo a través de las redes sociales.

La televisión ya no es el epicentro del entretenimiento de las nuevas generaciones. Un estudio de Ofcom en el Reino Unido, señala como un 73% de los niños entre 5 y 15 años son usuarios de YouTube a diario. Un porcentaje parecido, seguro que era preocupación de nuestros aitas en los años 90 por las horas que pasaríamos delante de la televisión. Hoy en día, la preocupación pivota alrededor de las quince horas de media a la semana que dedica un joven a Internet. El 64% de los niños entre 2 y 5 años y el 78% de 6 a 11 años ya utilizan tabletas, por lo que todo hace pensar que estas cifras no dejarán de crecer.

Entre los vídeos más demandados por nuestros jóvenes están aquellos que han hecho sus pares. Es decir, niños que hablan a niños, utilizando su mismo lenguaje y tocando sus temas de interés. Hugo Marker (a sus 10 años analizando estilos de juego en el fútbol), Los juguetes de Arantxa (a sus 5 años analizando juguetes), Rebeca Stones (que lleva desde los 11 años analizando su adolescencia) o MikelTube (con 6 años, y que nos habla de juegos y trucos de magia), son algunos de los que acumulan decenas de miles de suscriptores y millones de visualizaciones de sus vídeos. Ejemplos de una de las profesiones de moda, los youtubers.

Nuestros jóvenes, quieren ser productores de contenidos, y, claro, ganar dinero con ello. No se crean que es fácil. Como todo contenido que empieza a generar tráfico e interés, la monetización se consigue a través de la publicidad. En Youtube concretamente, el sistema de Google Adwords es el que permite insertar publicidad en los vídeos. Para que se hagan a la idea, CharlisCraftyKitchen, un canal de cocina dirigido por dos hermanas de 6 y 9 años, obtiene cada mes aproximadamente unos 125.000 dólares con sus vídeos sobre dulces.

En la era digital, ya saben, todo se conoce al detalle. La transformación digital de la televisión ha traído una característica no muy diferente a la que hemos visto en otros sectores: la posibilidad de personalizar. En este caso, para los anunciantes, que pueden elegir una audiencia con unas características muy concretas. Siempre habrá algún youtuber generando contenido de valor para esa audiencia, y por lo tanto atrayendo su interés.

Eso sí, no debemos olvidar que Youtube solo deja abrir un canal a partir de los 14 años. Por lo que varios de los casos que les he contado anteriormente dependen de la participación activa de los padres. Pieza clave para que esta profesión, el youtuber, no se convierta en una obsesión para ellos.

¿Será esta una tendencia irreversible? Los datos eso parecen indicarnos. En los últimos seis años, en Estados Unidos, solo para los mayores de 50 años, ha crecido el consumo de televisión. Para el resto de franjas de edad, ha bajado. Para los más jóvenes, muy acusadamente. El interés se está desplazando a Internet. En sitios como YouTube, donde cualquiera puede convertirse en productor, generar una audiencia fiel, y ser el próximo youtuber de éxito.

Así que ya saben; si su hijo les dice eso de “Ama, aita: quiero ser youtuber”, no piensen que se está equivocando. Es una profesión al alza y que puede dar tantos éxitos y fracasos como cualquier otra.

votos | ¡comenta!

Herramientas de Contenido

COMENTARIOS: Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Sociedad

ir a Sociedad »

Últimas Noticias Multimedia

  • © Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120