DeiaDeia. Noticias de Bizkaia - Noticias de última hora de Bizkaia, Euskadi e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Deia
jugador del Zornotza

La mejorada versión de Juan Torres

El bilbaino aspira a “hacer algo grande” en su segunda etapa en el Zornotza

Un reportaje de Jokin Victoria de Lecea - Viernes, 21 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:04h

votos | ¡comenta!
  • Mail
Juan Torres es pieza importante en el Zornotza.

Juan Torres es pieza importante en el Zornotza. (Foto: José Mari Martínez)

Galería Noticia

QUEREMOS hacer algo grande”, son las palabras de Juan Torres (Bilbao, 1992) y el sentimiento del vestuario del Zornotza. No ha sido el año más sencillo ni para el club ni para el propio jugador bilbaino, pero llegan a la parte decisiva de la temporada en su mejor momento. La semana pasada, el conjunto de Mikel Garitaonandia logró certificar su pase para el play-off y mañana les tocará recibir la felicitación de Larrea en el partido que les enfrentará al Hispagan Gandía (20.00 horas). Será el aperitivo antes de vivir los cruces por el ascenso, la fase más atractiva del curso y la que tanto Torres como sus compañeros están deseosos de vivir: “Estamos muy motivados. Iker Salazar es el único que ha vivido un play-off en Larrea y nos ha dicho que es impresionante. Nos ha contado a todos cómo se vive y solo queremos que llegue ya”.

La clasificación para el play-off es un premio a la constancia para el conjunto zornotzarra. No tirar la toalla en ningún momento. Superar a base de esfuerzo un año en el que las lesiones les han martirizado. Ese ha sido el día a día del equipo y también el de Torres. El pívot sufrió una rotura de menisco en el primer partido de liga y ha tenido que convivir hasta hace poco con la impotencia de un físico que no respondía como a él le hubiera gustado. “Mi juego consiste en estar debajo del aro. Mi estilo, lógicamente salvando las distancias, es similar al de Axel Hervelle o Felipe Reyes. Lo mío es estar pegándome ahí abajo e intentar saltar a por un rebote y que la pierna no saltase era lo más duro. No estaba luchando contra otros jugadores, estaba luchando contra mí mismo”, explica. Aunque esa época esta pasada. La rodilla vuelve a responder y Torres está listo para batallar al 100% en el momento más caliente del año.

Aunque esta no es la primera etapa de Torres en el Zornotza. Su debut llegó en la temporada en la que se logró el ascenso a la LEB Plata. Lo hizo en un rol muy diferente al de la actualidad. Era el cuarto pívot en la rotación y tenía por delante a nombres consagrados como Ibon Carreto, Joseba Iglesias o Mario Tobar. Fue una primera experiencia prometedora, pero la temporada siguiente le tocó vivir un “año complicado” al estar a caballo entre el Mikeldi de EBA y el Zornotza de LEB Plata donde “no sabía si estaba en un lado o en el otro”. Momentos duros que le hicieron plantearse las cosas hasta que una llamada inesperada lo cambió todo: “Venía de un año jodido y no me veía jugando en ningún lado. Me llamaron de Irlanda y no me lo esperaba para nada. Me dieron una beca deportiva y tuve la suerte de coincidir con un grupo muy majo. Era un juego completamente diferente y me sirvió para ganar y convertirme en un jugador prácticamente nuevo. Gané confianza y mejoré el aspecto físico”. Fue un curso de refresco, resetear la cabeza para empezar de nuevo y volver convertido en una versión mejorada dispuesta a dar otro paso más en el baloncesto.

Santurtzi fue el primer club en vivir la reconversión de Torres. Su papel en EBA fue mucho más importante que la primera vez y se convirtió en una pieza clave de la buena temporada realizada por el conjunto de Ezkerraldea. “Fue una de mis mejores temporadas a nivel deportivo y personal. Hicimos un buen grupo y además pude coincidir con Joseba Iglesias, uno de los mayores profesionales con los que he entrenado en mi vida, e Imanol Adan, entrenador para el que solo tengo buenas palabras”, afirma.

Fue el curso perfecto antes de volver de nuevo al Zornotza. Ya no era el último hombre en la rotación, ahora toca ser importante, tener minutos de calidad y aportar en las facetas que sean necesarias, desde su habitual brega en la zona a un tiro exterior que ha sorprendido a más de uno. “Para mí ha sido casi como volver a casa. Además he cumplido varios retos. Demostrar que puedo jugar en la categoría y jugar mano a mano con mi mejor amigo, Iker”, declara. Retos cumplidos que son el inicio de una meta mucho más ambiciosa. No hay límites, únicamente “queremos hacer algo grande”.

votos | ¡comenta!
  • Mail

Herramientas de Contenido

COMENTARIOS: Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Baloncesto

ir a Baloncesto »

Últimas Noticias Multimedia

Encuestas

ver listado completo »

Publicidad

  • © Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120