DeiaDeia. Noticias de Bizkaia - Noticias de última hora de Bizkaia, Euskadi e internacionales. Deia. 40 urteDeia. 40 urte

Saltar al Contenido

Períodico de Deia
'sesión teta'

Al cine con tu bebé

Golem Alhóndiga proyectará, a petición de un grupo de madres, películas en cartelera que podrán ver con sus hijos

Arantza Rodríguez - Sábado, 27 de Mayo de 2017 - Actualizado a las 06:03h

votos | ¡comenta!
  • Mail
La impulsora de la iniciativa en Bilbao, Estíbaliz Macho, con su hija de 3 meses, en una de las salas de Golem Alhóndiga.

La impulsora de la iniciativa en Bilbao, Estíbaliz Macho, con su hija de 3 meses, en una de las salas de Golem Alhóndiga. (José Mari Martínez)

Galería Noticia

Bilbao - Estíbaliz Macho es una cinéfila de libro, de las que en temporada de estrenos acudía a las salas una vez por semana. Desde que tuvo a su primer hijo, hace tres años, solo ha conseguido ver en pantalla grande tres películas. “Es difícil cuando son bebés y toman teta meterte en el cine más de dos horas, pendiente del móvil por si tienes que salir a darles de comer o tranquilizarlos”, explica esta diseñadora web, impulsora en Bilbao de la sesión Al cine con tu bebé, que el próximo jueves, a las 11.15 horas, ofrecerá la sala Golem Alhóndiga y a la que podrán asistir madres y padres acompañados de sus hijos. Verán, claro está, una película de adultos, Goodbye Berlín, a un precio de 5 euros por progenitor.

Esta iniciativa, implantada en otras ciudades bajo el nombre Sesión teta, no solo estará dirigida a las madres lactantes, sino también a “las amamas y aitites que se encargan de los nietos y a los que quizá también les apetezca” no perderse algún estreno, apuntan desde el cine. Para hacerlo posible, el sonido de la sala no superará los 65 decibelios y la temperatura rondará los 22 grados. Además, no se proyectarán películas de terror, violencia o acción para evitar cambios bruscos de volumen.

Conocedora de estas sesiones, Estíbaliz realizó un primer intento el año pasado para implantarlas en Bilbao, pero no prosperó. Antes de dar a luz a su hija, hace 3 meses, volvió a proponerlo y, tras recabar 641 firmas de apoyo en change.org, está a un paso de sentarse en el patio de butacas con su pequeña. “Además de ver la peli como buenamente se pueda, es una manera de estar con otras madres en los primeros meses de maternidad, que suelen ser los más duros y muchas los viven en bastante soledad, o de hacer algo para nosotras con la tranquilidad de estar con nuestro bebé y no tener que salir corriendo”, explica esta aficionada al cine que, entregada a la crianza de sus hijos, se ha quedado con las ganas de ver La La Land o La bella y la bestia. Ahora, eso sí, hizo encaje de bolillos para poder ver, al menos, las de Star Wars.

Aunque desde Golem Alhóndiga no se ha fijado un tope de edad del bebé, se aconseja que no sea mayor de 8 meses, “que es cuando empiezan a necesitar moverse”, indica Estíbaliz, quien remarca que las películas no son infantiles. “Hay actividades para hacer con bebés, pero dirigidas a ellos. Esta iniciativa está dirigida a nosotras y a los aitas”, señala y comenta que “en Madrid hay sesiones familiares a las que puede ir el hermano mayor y las películas son aptas para todos los públicos”.

A la hora de enviar su petición, se decantó por Golem Alhóndiga porque “suelen ser más arriesgados con las propuestas de cartelera, ciclos de cine, y creí que podría encajar esta iniciativa, que se sale de lo comercial”. No le falló la intuición y ahora confía en que la respuesta sea buena. “La gente está animada, pero se verá el 1 de junio, que es la sesión de prueba”, comenta. “No sé si será rentable, porque tiene un precio reducido, pero recuperan espectadores que estábamos sin ir al cine. Yo creo que será una mezcla de rentabilidad y conciencia social”, intuye.

Preparados para oír llantos Leire Núñez, gerente de Golem Alhóndiga, que durante sus cuatro meses de maternidad tampoco ha pisado una sala, prefiere no detenerse, de momento, en si la iniciativa será rentable. “Déjame pensar que la idea es muy bonita porque si me pongo a hacer números, a lo mejor no lo podemos llevar a cabo”, comenta.

De momento, explica, “el tema del volumen lo tenemos controlado”. Lo del aire acondicionado es otro cantar. “Es el eterno problema, ya que los cuerpos no regulan a la misma temperatura. Dependiendo de la cantidad de público, se refrescará la sala antes de entrar y se quitará el aire antes del comienzo. Si hace falta, se pondrá un rato durante la proyección, pero con unos valores altos para que no haya contraste”, detalla.

La paciencia, eso sí, habrá que traerla de casa. “Las personas que acudan deben tener claro que van a oír el llanto de algún bebé. Esperamos que entre todos y todas nos adaptemos a esta nueva manera de ver cine y, por supuesto, estaremos abiertos a mejorar la experiencia”, asegura. De hecho, intentarán habilitar “lo antes posible” un espacio para cambiar el pañal, una necesidad que hasta ahora no se les había planteado.

Sin olvidar ni un momento a los pequeños asistentes, la película elegida, Goodbye Berlín, es “tranquila y corta”. Además, anota Leire, “es la primera película de Golem Distribución accesible para personas con discapacidad visual”, lo que, unido a estas sesiones dirigidas a adultos con bebés, “nos permite ampliar nuestro compromiso de exhibir cine de calidad a una mayor parte de la sociedad”. Ya solo queda esperar la respuesta del público. “Ya veremos los contras. Por el momento, estamos ilusionados con que salga bien. Creo que podemos hacer un poquito más felices a muchas personas que tienen a un bebé a su cargo”.

Una enfermera creó la ‘sesión teta’

La Sesión teta surgió en Madrid hace dos años a propuesta de una enfermera pediátrica, ya jubilada, Carmen Maderuelo, quien observó en los talleres de lactancia cómo las madres dedicaban todo su tiempo a sus hijos sin opción a un respiro. “El objetivo es que las mujeres que lacten a sus criaturas tengan un rato de ocio cultural y encuentro con otras en su misma situación”, explica Carmen, cuya iniciativa se ha extendido a una decena de ciudades. En el cine de La Vaguada, donde se puso en marcha, acuden a cada sesión matinal entre treinta y cuarenta personas y en alguna ocasión hasta cien “por lo que creemos que sí es rentable”, dice Carmen, quien asegura que “las mujeres están encantadas y los bebés no lloran mucho”.

La primera sesión

1 de junio, a las 11.15 horas. La primera sesión ‘Al cine con tu bebé’ será el jueves en Golem Alhóndiga, en Azkuna Zentroa.

‘Goodbye Berlín’. Ganadora del Premio Público Joven en los Premios del Cine Europeo 2017, su duración es de 93 minutos.

246 butacas. Se proyectará en la sala más grande para poder pasear o mover a los bebés.

Temperatura y sonido. El sonido no superará los 65 decibelios y la temperatura rondará los 22 grados.

Continuidad. Tras probar con algunas sesiones en junio, está previsto retomar la iniciativa en septiembre, tras las vacaciones.

Precio de la entrada


El precio es de 5 euros por adulto. Los bebés no pagan.

votos | ¡comenta!
  • Mail

Herramientas de Contenido

COMENTARIOS: Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Deia se reserva el derecho a eliminarlos.

Más sobre Bilbao

ir a Bilbao »

Últimas Noticias Multimedia

Encuestas

ver listado completo »

Publicidad

  • © Editorial Iparraguirre, S.A.
  • Camino de Capuchinos, 6, 5ºC Bilbao
  • Tel 944 599 100, Fax 944 599 120